Sheraton Iguazú Resort & Spa descansa en el corazón del Parque Nacional Iguazú, a metros de las imponentes Cataratas del Iguazú, frente a la Garganta del Diablo, lo que brinda una increíble vista desde las habitaciones que dan hacia las Cataratas, mientras que las otras disfrutan de la vista a la inmensidad de la selva con una tranquilidad única. Como hotel emblema dentro de esta reserva natural, hogar de numerosas especies silvestres que habitan en una densa selva tropical, ofrece múltiples opciones de actividades para realizar.
Ubicadas en el extremo nordeste de la provincia de Misiones, justo en el límite entre Argentina y Brasil, las Cataratas del Iguazú forman parte del Parque Nacional Iguazú, declarado Patrimonio Natural de la Humanidad y una de las Nuevas 7 Maravillas Naturales.
En su edificio de tres pisos y de arquitectura moderna, Sheraton ofrece un total de 180 amplias habitaciones que incluyen cuatro suites con balcón privado. Todas ellas con vista a las cataratas o a la selva y amplios ventanales que permiten convivir con la naturaleza.

SEDA POOL & SPA
El Spa conjuga los elementos esenciales para lograr una completa armonía espiritual y corporal.
Favorecido por el contacto con la naturaleza y sus vistosas cataratas, el huésped puede disfrutar de los tratamientos regionales a base de Yerba Mate en sus modernas instalaciones que invitan al relax y el descanso.
Con un total de 12 gabinetes para tratamientos: 5 interiores, 4 palapas externas, 1 gabinete con ducha vichy (especial para Fangoterapia y tratamientos a base de algas), 1 gabinete para realizar tratamientos simultáneos (ideal para parejas) y 1 gabinete con Hidromasajes y terapias de agua.
Presenta un área Zen de relax, una piscina lúdica interna con múltiples opciones de hidromasajes. A su vez, hay un amplio salón para actividades de relajación y meditación como Yoga, Shiatzu y Pilates, ambientado con luz natural e inmensos ventanales con vista a la selva, y un espacio de relax externo para la distensión pre y post terapias.
El infaltable gimnasio Sheraton Fitness by Core Performance, totalmente equipado, tiene una privilegiada vista a la selva gracias a sus inmensos ventanales.

GOURMET
El Restaurante Garganta del Diablo ofrece cocina internacional y regional, servicio como buffet o a la carta, con la clásica calidad de la cadena y una hermosa vista al parque y las Cataratas. Las propuestas gastronómicas del hotel incluyen una amplia variedad de platos y especialidades locales, enriquecidas por varias tradiciones culturales y el aporte de los frescos productos que se obtienen de la región: coco, ananá, plátanos, palmitos, mangos y maracuyá. Todo esto es servido en un ambiente moderno y luminoso, acompañado por la noche con música de arpa en vivo. Según la época puede estar la Cascada de Chocolate, espectacular!!!
El Lobby Bar tiene una amplia terraza que es un punto de encuentro ideal para compartir un atardecer con la increíble vista y a esa hora es muy fácil ver aves entre las que hay muchos coloridos tucanes volando desafiando la física con sus gigantes picos. Aquí se pueden disfrutar cócteles, snacks y pastelería.

El hotel tiene una nueva piscina externa de mayor tamaño e incorpora una más pequeña para chicos, rodeadas por dos decks de madera y un cómodo solarium desde donde se pueden apreciar los saltos de Iguazú. Junto a la piscina se ubica el Pool Snack, exclusivo bar donde sirven cócteles y snacks lights para disfrutar al aire libre.
También ofrece canchas de tenis iluminadas y una sala de juegos donde se desarrollan múltiples actividades didácticas para los más pequeños, a cargo de profesionales.
En cuanto a instalaciones para convenciones y reuniones, el hotel ofrece 5 salones con un total de 1000 metros cuadrados para la realización de todo tipo de eventos, desde grandes conferencias hasta pequeñas reuniones sociales o de negocios. Cada salón tiene amplias ventanas que brindan iluminación natural e incomparables vistas a las cataratas o a la selva. Cada habitación está equipada con teléfono IDD, televisión por cable, mini bar, acceso a Internet de banda ancha y conexión WiFi.
Uno de los “cuidados” que hay que tener al estar disfrutando del privilegio de estar en medio de la selva, es con los monos capuchinos que recorren las inmediaciones y están atentos al descuido de los pasajeros y pueden llegar a entrar a las habitaciones dándose un festín con el mini bar y causando destrozos, por lo que hay que tener un especial cuidado en cerrar bien los ventanales al salir.
El Resort se ubica a 8 km del Aeropuerto Internacional de Puerto Iguazú (Argentina), a 35 km del Aeropuerto Internaciones de Foz do Iguazú (Brasil), y a 20 km de la ciudad de Puerto Iguazú, cercana a las fronteras de Paraguay y Brasil.


Mas información: www.sheratoniguazu.com