Su arquitectura combina, de una forma ingeniosa, tamaño compacto con amplio espacio interior, en una carrocería de sólo 4,34 metros de longitud con, además, 416 litros de volumen de baúl. Ofrece confort y agrado de conducción, sello distintivo de las berlinas de la marca. Con el objetivo de lograr la máxima comodidad y bienestar a bordo, cuenta con una posición de conducción sobreelevada, un techo panorámico acristalado y un puesto del conductor muy intuitivo, que da prioridad a un alto confort de conducción y a una utilización sencilla en el día a día.
Disponible en versiones de dos y cuatro ruedas motrices, el CITROËN C4 AIRCROSS se comercializa en Argentina desde fines de Octubre de 2013.
Es un vehículo de origen japonés, producto de la alianza estratégica con Mitsubishi, que Citroën tiene desde el año 2007. De esta alianza, se puede ver claramente el ADN de la Marca y el aporte del conocimiento en vehículos off road de Mitsubishi.

Un diseño con personalidad y todo el ADN de CITROËN

El CITROËN C4 AIRCROSS va más allá del mundo de los 4x4 tradicionales, al unir la elegancia de las berlinas de la Marca con las líneas musculosas de un vehículo todoterreno. En el frontal, la amplia parrilla cromada resalta los chevrones de forma destacada. En el perfil, la aleta de tiburón invertida se adorna con una rosa de los vientos cromada, símbolo de su pertenencia a la familia AIRCROSS de la Marca. El diseño de sus grandes llantas de aleación de 18 pulgadas y de las ópticas traseras, inspiradas en el concept car Hypnos, están pensados para optimizar los flujos de aire y favorecer la reducción de emisiones de CO2.

Respetando el Créative Technologie de la Marca

Un diseño robusto y elegante con un approach urbano típico del segmento SUV que unifica el uso cotidiano y la posibilidad de transitar todo tipo de caminos. Basado en el concept Hypnos, el CITROËN C4 AIRCROSS toma referencias de las dos líneas de productos CITROËN:

1- Línea CITROËN DS: principalmente por los leds delanteros, la aleta de tiburón del parante del CITROËN DS3 y la terminación del vidrio fijo trasero (donde está el monograma AIRCROSS).

2- Línea CITROËN C: los faros traseros tipo egipcios (como el CITROËN NUEVO C3), la integración del doble chevrón frontal con la parrilla y las líneas sobre capot (como en el CITROËN C4 LOUNGE). Es decir que también se asocia con los últimos dos lanzamientos de la marca en Argentina.

Todo esto sin dejar de lado la Créative Technologie en lo que hace al bienestar abordo y las sensaciones panorámicas (ahora acompañadas con las guías LED en el techo): ADML, asientos calefaccionados, climatización, sensores de Luminosidad y lluvia, asistencia de estacionamiento, conectividad con bluethooth, regulador de velocidad, etc.

Un vehículo inteligente con tracción 'a la carta'

Gracias a un sistema de tracción integral (selectiva) de última generación, el CITROËN C4 AIRCROSS ofrece un comportamiento en ruta óptimo, para conducir con absoluta tranquilidad. Esta tecnología, que tiene en cuenta al mismo tiempo las exigencias del conductor, el estado del camino y la velocidad del vehículo, permite circular constantemente con el mejor reparto de par entre las ruedas delanteras y traseras.
En función de cada necesidad y según la situación que se le presente, el conductor puede en todo momento seleccionar de forma manual cada uno de los tres modos de tracción utilizando el mando situado detrás de la palanca de cambios. El modo 4 ruedas motrices (4WD) realiza de forma automática el reparto de par entre el tren delantero y el tren trasero. Para optimizar el consumo de combustible, dicho reparto da preponderancia a las ruedas delanteras (alrededor de un 98%) cuando las condiciones de adherencia son suficientes. En las condiciones más difíciles, el reparto de par puede llegar a ser de un 50% en cada eje. El modo "LOCK" asegura la máxima tracción en superficies de poca adherencia (nieve, arena, barro, etc.) al enviar de forma constante un 50% de par a las ruedas traseras. Por último, el modo 2 ruedas motrices (2WD) minimiza el consumo de combustible al reducir el número de piezas en movimiento (sólo hay tracción en el tren delantero).

El CITROËN C4 AIRCROSS se presenta en la Argentina con una única motorización nafta 2.0i de 150 CV de potencia y la posibilidad de optar entre una tracción simple con caja manual de cinco marchas y una tracción de 4 ruedas motrices asociada a una transmisión automática de 6 velocidades de variación continua (CVT). Este motor, de 2 litros de cilindrada, cuenta con 16 válvulas, un bloque de cilindros construido en aluminio y un sistema de calado variable de la distribución.

Arquitectura optimizada: integra tamaño compacto, habitabilidad y agilidad

La carrocería compacta (4,34 m de largo; 1,80 m de ancho; 1,63 m de alto) y su diámetro de giro de sólo 10,6 metros le dotan de la agilidad necesaria para moverse sin problemas en el paisaje urbano. Este vehículo sorprende por el espacio interior que ofrece a los pasajeros, digno de una berlina del segmento superior. Con 5 plazas y un volumen de baúl de 416 litros, responde a las exigencias de los estilos de vida actuales.
Viene equipado con un tren delantero pseudo-McPherson y un tren trasero multibrazo, además de presentar anchas vías en ambos ejes y una barra estabilizadora de 18 milímetros de diámetro. El reglaje de los muelles de las suspensiones delantera y trasera permite controlar los movimientos de la carrocería para asegurar unas excelentes prestaciones de confort. La distancia entre ejes es de 2,67 metros, algo que favorece también la estabilidad y el comportamiento en ruta. Un resultado que se refuerza con la presencia de unas llantas de 18 pulgadas junto a unos neumáticos Bridgestone 225/55 R18.
Viene equipado con ESP (con sistema antideslizamiento), ABS, repartidor electrónico de frenada, ayuda a la salida en pendiente (Hill Assist) y sistema de tracción integral con control electrónico.

Ambiente a bordo: tranquilidad y confort

El CITROËN C4 AIRCROSS ofrece a su conductor una posición de conducción sobreelevada, para aprovechar una perspectiva más despejada y controlar el camino con la máxima seguridad.
Cuenta con un gran techo panorámico acristalado con protección para los rayos ultravioleta que incluye una cortina que se oculta mediante un pulsador eléctrico secuencial. El techo panorámico da luminosidad a todo el habitáculo y contribuye a la sensación de bienestar de los pasajeros. Por la noche, el ambiente interior se oscurece y el cristal es animado por unas guías luminosas a base de LED integradas en el propio techo.
La ergonomía del puesto de conducción se ha racionalizado para dar prioridad a un manejo sencillo. El conductor cuenta con un volante forrado en cuero, regulable en altura y profundidad, que permite controlar directamente el equipo de sonido, el regulador de velocidad y el kit manos-libres.
Los asientos delanteros son calefaccionados, aseguran una sujeción excelente y ofrecen una gran variedad de reglajes (altura, longitudinal e inclinación).

Amplia oferta en equipamientos tecnológicos

El acceso y el arranque manos-libres están presentes y basta con tener la llave en el bolsillo o dentro de un bolso para que el conductor pueda entrar en el vehículo y arrancar con solo pulsar el botón Start/Stop. Para cerrar de nuevo el vehículo sólo hay que efectuar una leve presión sobre uno de los "pulsadores" integrados en las manijas de las puertas delanteras o en el cierre del baúl.

Seguridad pasiva de alto nivel

Cuenta con una estructura de carrocería extremadamente rígida que garantiza un comportamiento dinámico preciso, para conservar la trayectoria sea cual sea el tipo de camino por el que circulemos. Una seguridad pasiva de alto nivel garantiza la integridad del habitáculo y el confort de marcha.
La estrutura del vehículo es capaz de absorber y disipar la energía de un choque controlando la deformación de la carrocería para proteger eficazmente a los ocupantes. Los largueros delanteros adoptan una forma rectilínea de sección octogonal y, sobre la zona más avanzada, una estructura de cajón deformable. Otra estructura "de tres patas" une el extremo posterior del larguero delantero a las traviesas centrales e inferiores del salpicadero. La cintura de la carrocería también se ha reforzado soldando los largueros de forma conjunta.
Con el propósito de reducir las consecuencias de un eventual atropello de un peatón, se ha creado una zona deformable en el capot del motor (doble almohadilla), el soporte del parabrisas tiene una estructura de sección abierta y el paragolpes delantero permite absorber una cantidad importante de energía.
Incorpora, de serie, siete airbags: dos airbags frontales para el conductor y el pasajero (desconectable manualmente), dos airbags laterales, dos airbags de cortina para las plazas delanteras y traseras y un airbag que protege las rodillas del conductor.

 

Más información:

www.citroen.com.ar